¿Qué pasaría si la novia adolescente de Noruega hubiera nacido en la India?

Verónica Furlan

La gente se indignó. Miles de mensajes y reclamos atravesaron las redes sociales para evitar que una nena de 12 años se case con un hombre de 37 en Noruega. Al final, la noticia era falsa y no hubo casamiento pero… ¿nos llamaría tanto la atención si esto hubiera pasado en la India, en Pakistán o en Tailandia? 

Thea con su "supuesto" prometido, Geir

Thea con su “supuesto” prometido, Geir

Conozcan a Thea, la nena noruega de 12 años que escribió un blog para casarse con Geir, su supuesto prometido de  37 años. Por suerte, Thea no va a casarse a esta pronta edad, ya que su historia es solamente es parte de la campaña de una ONG.

Sin embargo, el caso de Thea se repite millones de veces en el mundo.

Un tercio de las niñas del mundo se casa antes de los 18 y 1 de cada 9 antes de cumplir los 15. Es decir que más del 30% de las mujeres, especialmente concentradas en zonas pobres y países en vías de desarrollo, son obligadas a contraer matrimonio antes de lo que en los países occidentales se permite tomar alochol, conducir o votar.

La prevalencia del casamiento infantil es más grande el oeste africano y el África Subsahariana, sin embargo, debido a la gran cantidad de población, el Sudeste Asiático lo supera en el número de niñas-novias.

Este enlace precoz no es consentido por el menor y obliga a las niñas a pasar por situaciones para las que no están preparadas, como el coito, el embarazo o cuestiones menores de la vida en pareja. Además se las obliga a abandonar el colegio y hacer tareas domésticas, condenándolas a la ignorancia – y probablemente también la pobreza – por el resto de sus vidas.

Estas jóvenes esposas, menores de 15 años, tienen más posibilidades de morir en el parto que las mujeres de 20 y es por eso que el embarazo es una de las principales causas de muerte de este grupo.

 

novias adolescentes

 

Además, las chicas que se casan antes de los 18 tienen más posibilidades de experimentar violencia doméstica que las que se casan más tarde. Estudios realizados por ICRW (una ONG que apunta a acabar con esta práctica), demostró que las chicas que se casaban antes de los 18 en dos estados de India tenían el doble de posibilidades de reportar haber sido golpeadaes o amenazadas por sus parejas.

El casamiento infantil tiene que terminar. Es bueno que nos indigne en Noruega, pero también en Bangladesh, Mali, Mozambique o Tailandia. Porque allí también las niñas deberían tener derechos.